Posicionamiento de COPINH en el marco de la Asamblea General del FNRP del 26 de junio del 2011

Consejo Cívico de Organizaciones Populares

 e Indígenas de Honduras, COPINH

Posicionamiento de COPINH en el marco de la Asamblea General del FNRP del 26 de junio del 2011


Compañeros y Compañeras, Compañero Coordinador General,

Compañeros y Compañeras de la Conducción, Delegados y Delegadas:

El COPINH, organización de base de la Resistencia hondureña apelando a  nuestro derecho de expresar nuestras preocupaciones y propuestas ante esta asamblea del 26 de junio, reconociendo que en esta Resistencia somos diversas y diversos, y que necesitamos expresar nuestras creatividades, fuerzas y formas, en esta colectividad cobijada con el horizonte de Refundar nuestra matria como el gran fin, deseamos compartir con el pueblo resistente y el pueblo hondureño en general nuestra postura:

1.-Interpretamos que la institucionalidad golpista se mantiene intacta, para lo que podemos ver: El Ministerio Público, La Corte Suprema de Justicia, Tribunal Superior de Cuentas, el Poder Ejecutivo, el Congreso Nacional, la Procuraduría General, el Congreso Nacional, el Tribunal Supremo Electoral, Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, La Policía Nacional, Las Fuerzas Armadas; desde luego, sus organismos facticos como los medios de comunicación, cúpulas religiosas golpistas, partidos políticos, grupos paramilitares, grupos económicos y otros.

2.-El golpe de estado  rompió con la raquítica institucionalidad del país causando asesinatos, agresiones, arrestos ilegales, persecución política, atentados a los medios de comunicación independientes, largos toques de queda, estados de sitios, violaciones y abusos sexuales, daños materiales, desaparecidos, y exiliadas y exiliados políticos.

3.-Para  retornar el orden constitucional en Honduras sólo hay un camino y es la asamblea nacional constituyente, pero no cualquier asamblea  nacional constituyente, sino una Asamblea Nacional Constituyente Popular, Democrática, Plenipotenciaria, Refundacional y Originaria, de no ser así se corre el riesgo  de caer  en una trampa de la oligarquía y el imperialismo. Esta Asamblea Nacional Constituyente, debe ser integrada por todas las fuerzas políticas y sociales y bajo mecanismos profundamente transparentes, donde el soberano sea privilegiado, donde se vaya concretizando su  anhelo de  ser escuchado y donde tenga el poder real,  diverso, democrático y justo.

El mecanismo sería a través de la integración de un nuevo Tribunal Supremo Electoral con la participación de todas las fuerzas  políticas y sociales y con supervisión  nacional e internacional, con reglas claras  favorables a respetar la construcción del Poder Constituyente y Poder Constituido del Pueblo Hondureño; donde los dinosaurios políticos no manipulen, ni perpetren sus acciones deshonestas y mezquinas de quienes representan,

Además es imperativa una  nueva  ley electoral que garantice elecciones verdaderamente libres, con la participación de las y los actores políticos y sociales, que permita de manera expedita coaliciones y candidaturas independientes.

4.-Por lo anterior el FNRP, debe plantearse en este momento, elecciones sólo para la Asamblea Nacional Constituyente Refundacional, Democrática Originaria y Plenipotenciaria, para lo que el FNRP debe de hacer alianza con todas las fuerzas sociales, políticas y económicas  en torno a un proyecto nacional Refundacional que contemple, entre otras propuestas, las siguientes:

Que recoja los mejores pensamientos y acciones de los héroes heroínas como: Lempira, Francisco Morazán, Visitación Padilla, Juan Manuel Cálix Herrera, Juan Pablo Wanrrigth, Graciela García, otros y otras. Plantear en este proyecto el rescate de los bienes naturales, territorios y tierras ancestrales, agua, bosque, minerales y otros,  donde el pueblo y sus comunidades tenga la posibilidad de continuar  desarrollando y fortaleciendo el  manejo  sostenible, sustentable, responsable, en equilibrio con la naturaleza y respetando la cosmovisión indígena, negra, campesina  y popular.

La independencia y soberanía nacional con integración latinoamericana y de los países del sur del mundo.

Que sea un proyecto participativo en donde el pueblo en su carácter de soberano sea el que determine su destino y el gobierno obedezca sin vacilación, que rinda cuentas de manera transparente.

Que garantice terminar con el patriarcado y su violencia dando cómo resultado la equidad y el respeto a la vida, pensamientos, cuerpos y propuestas de las mujeres.

En el que se  garantice la soberanía alimentaria, mediante una transformación agraria profunda e integral.

En donde se termine con la corrupción, haciendo gestión de la administración pública con ética.

En el que se garantice el desarrollo y respeto al multilingüismo y la multiculturalidad.

En el que se dé prioridad a la salud y educación pública de calidad como un derecho inalienable.

En el que  la juventud tenga condiciones de desarrollo social, cultural e integral.

En el que se respete la diversidad en todas sus formas, y donde la discriminación de cualquier tipo no tenga cabida como sucede ahora con las personas de la diversidad sexual, víctimas principales de los golpistas.

Un proyecto nacional en donde las personas que tienen capacidades diferentes también construyan sus opciones junto al resto de la población hondureña.

En el que nuestros hermanos y hermanas que hoy están lejos de esta patria, sirviendo a los que nos han saqueado puedan tener cabida, para que vuelvan los que han sido desplazados por este sistema, pues la inteligencia y fuerza de las y los migrantes es la nuestra.

Que se garantice un estado laico, donde las élites y fundamentalismo religioso respeten el mismo y no definan las políticas públicas.

Que garantice el derecho de la población a revocar los cargos de elección popular.

En el que lo social y público este sobre lo privado y particular.

Que garantice medios de comunicación responsables al servicio de los intereses de las mayorías y que no atente contra el pueblo, con un espectro radiofónico democrático, sin monopolio de la comunicación.

Que redefina el papel de la policía, dando paso a una policía profesional, honesta y humanista.

Construyendo  unas nuevas fuerzas armadas populares, formadas en la doctrina morazanista, de humanismo, democracia real,  de respeto a los derechos humanos, a la soberanía nacional y no como las actuales que se han forjado como ejército de ocupación serviles al imperialismo y a la oligarquía,  con jefaturas formadas en la Escuela de las Américas, con especialidad y profesionalismo en los golpes de estado, desestabilización tortura y violaciones a los derechos humanos.

Que garantice elecciones libres en equidad de condiciones, auditando los recursos y garantizando los espacios equitativos en los medios de comunicación, con un imparcial tribunal supremo electoral y una nueva y  justa ley electoral.

5.-Para lograrlo debemos crear una correlación de fuerzas favorables con poder constituyente dándole continuidad al proceso de autoconvocatoria constituyente para garantizar que el Pueblo construya y obtenga Poder Constituido, para tal propósito se debe contemplar planes con:

a) Movilización popular en lo local, regional y nacional

b) Organización estructurada de nuestros pueblos, desde lo local, regional y nacional; Con formas eficientes que impliquen desde formas celulares, comunitarias, redes, colectivos, juntas, federaciones, comités, coordinaciones  etc.

c) Formulación participativa de un  programa DE VIDA, en el que toda la población hondureña se vea reflejada y que el mismo sea incluyente, humanista, respetuoso de los derechos de la naturaleza y de los derechos humanos, que proponga la dignidad y soberanía y el buen vivir para todas y todos.

d) Una articulación de todos los sectores sociales siendo incluyentes y horizontales, sin hegemonismos.

e) Desarrollar capacidades amplias de protección personal y defensorías  comunitarias y colectivas, que garanticen sobrevivir ante la represión.

f) Campañas de boicot a los productos golpistas.

G) Ejecución de Programa de desarrollo autogestionario basados en la solidaridad partiendo de experiencias concretas que ya existen y que pueden ser proyectos inspiradores.

h) Creación  del fondo refundacional con el aporte de todas y todos.

I) Crear una comisión  de diálogo y negociación que haga avanzar  los niveles de lucha, la que dependerá de  de una visión estratégica,  principios democráticos y éticos y  de la coyuntura y que su producto sea  elevar la acumulación de fuerzas.

j)Crear espacios y medios  de comunicación alternativos con estratégica comunicacional diversa, amplia y en la causa refundacional.

K) Fortalecer los medios de comunicación alternativos que ya existen.

L) Desarrollar la escuela de formación política en los diferentes niveles, bajo la concepción de la educación popular, aprendiendo colectivamente y en una lógica de ver, juzgar y actuar, partiendo y compartiendo los saberes históricos con los que cuenta el pueblo hondureño.

6.- Insistimos en que el golpismo no busca la reconciliación, el golpismo busca aniquilar cualquier esfuerzo emancipatorio.

7.-El FNRP no debe ser partido político, eso es más  de lo mismo, seria  excluyente y con esta decisión se corre el riesgo de frenar la lucha histórica social y política del pueblo que toca la esencia de los males de siglos.

8.- El FNRP  no debe  posicionarse para ninguna elección, salvo  para la de  constituyente  de la que hemos hablando, popular, democrática plenipotenciaria y refundacional, hacer lo contrario es seguir cayendo en la trampa oligarca. El golpismo no va a dar espacios de nada y la Constituyente que queremos, tenemos que lograrlo luchando unidas y unidos.

No nos dejemos llevar por el espejismo de la toma del poder en esquemas de la estrategia imperialista, en el gobierno no está el poder, sino miremos el caso de los pueblos hermanos en donde “gobiernan” partidos de izquierda y estos se han convertido en administradores de crisis la capitalista,  los intereses del imperio y la oligarquía y lo peor, aplicadores del modelo neoliberal.

Hermanos y hermanos y hermanas, reiteramos nuestro compromiso de seguir el proceso  por la descolonización y contribuir a romper las cadenas de las múltiples formas de la dominación, violencia y explotación: racismo, patriarcado y capitalismo.

Con la fuerza ancestral de Lempira, Iselaca, Mota y Etempica  se levantan nuestras voces de vida, justicia, dignidad, libertad  y paz.

Dado en La Esperanza, Intibucá a los 23 días del mes de junio del 2011.

About these ads

Leave a comment

Filed under comunicados, ESPANOL

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s